Con la segmentación, la boleta de luz llegó con 20% de suba a comercios

Hay 78 mil usuarios residenciales que recibirán notificación por no estar clasificados y tendrán la última oportunidad para anotarse al Rase o perderán toda asistencia


Con un promedio de 20% de aumento, comenzaron a llegar ayer a los comercios de Posadas, las nuevas facturas de consumo de energía eléctrica correspondientes al mes de septiembre con el nuevo cuadro tarifario, tal como lo había anticipado en la víspera El Territorio. A su vez, en la primera emisión de la boleta con el nuevo sistema de segmentación -según los ingresos de los usuarios-, la Provincia detectó un alto porcentaje de usuarios que quedaron sin clasificar y deberán anotarse en el Registro de Acceso a los Subsidios de la Energía (Rase) para no perder el subsidio.En cuanto a los comerciantes de la capital provincial, les tomaron por sorpresa estos nuevos valores e indicaron que impactarán estos precios en la competitividad. Es decir, el consumo no es lo mismo, según plantean desde la Cámara de Comercio, para el propietario de una zapatería que para otras actividades, como un supermercado, que tiene mayor uso de energía para conservar los alimentos. “Desde la Cámara venimos pidiendo que nos comuniquen por lo menos con uno o dos meses de anticipación para tener previsibilidad y contemplar los nuevos valores en nuestra estructura de costos. Pero no hubo caso, avisaron de un día para el otro y salió este aumento”, dijo ayer a El Territorio Sergio Guelman, presidente de la Cámara de Comercio e Industria de Posadas.Indicó que desde la empresa eléctrica se argumentó que el aumento lo termina resolviendo de un día para el otro Nación. Lo que se conoció desde la prestataria del servicio provincial es que hasta último momento no estaba muy claro lo dispuesto por Nación de cómo aplicar los incrementos, es decir, quiénes deberían seguir siendo subsidiados o quiénes comenzarían a pagar la tarifa plena. Esto retardó la elaboración del nuevo esquema tarifario y la impresión de las boletas de luz que comenzaron a llegar ahora.Está claro, según Guelman, que resulta difícil ante el actual escenario discutir un aumento, pero sí reclamaban una notificación anticipada para manejar los costos.Última oportunidadEn cuanto a los usuarios residenciales que no se anotaron en el Rase, recibirán en la boleta por única vez un aviso para que se inscriban y no perder subsidio. “Hay 78 mil usuarios que vinieron con el informe de Energía ‘sin clasificar’, esto significa que se les debería aplicar la tarifa residencial plena sin subsidios”, indicó a este matutino el ministro de Hacienda, Adolfo Safrán. Aclaró que al ser un número muy alto y la situación se repitió en todo el país, en Misiones se decidió dar a estos usuarios una última oportunidad para declarar la situación si es que pretenden continuar siendo beneficiario del subsidio otorgado por Nación, que a su vez venía advirtiendo que todos aquellos que no se hayan anotado en el Rase formarían parte del nivel 1 de mayores ingresos y sus consumos no serán subsidiados. La quita total de subsidios para los usuarios del nivel 1 será escalonada durante los próximos tres bimestres y pagaran la tarifa plena desde principios del año próximo.Para clarificar el estado de situación de estos usuarios, la Provincia, según detalló Safrán, decidió “dejarlos temporalmente en el nivel 2 intermedio”. En esta categoría están aquellos con ingresos mensuales totales de entre $119.757 y $419.149,50. Son los que en la factura de luz de este mes “recibirán una leyenda que dice que deben volver a inscribirse porque si no lo hacen, pasarán al nivel 1 (sin subsidios)”, añadió Safrán. Son los que tienen ingresos mensuales totales del hogar equivalentes o superiores a $419.149,50. Justamente la Nación, argumentando las razones para poner en marcha la segmentación de subsidios, había señalado que el Estado cubre más del 70% del costo de la energía que llega a los hogares y el subsidio alcanzaba incluso a los sectores de mayores ingresos. Estos son los que progresivamente perderán la asistencia. En cambio, continuarán siendo asistidos también los que tienen ingresos netos menores a $119.757. Para determinar en qué categoría pertenece cada usuario se había creado el Rase, que continúa abierto para quienes no se han inscripto o para introducir cambios en los ingresos o en el uso del servicio, como mudanzas.  Como se sabe, a provincias como Misiones, al no tener gas natural se  les elevó el tope de consumo subsidiado a 550kWh mensuales, por lo que el excedente pagará tarifa plena. En las demás provincias, el subsidio es hasta 400kWh mensuales.
Altos costos de la energíaSergio Guelman, presidente de la Cámara de Comercio e Industria de Posadas, al referirse al nuevo incremento, también apuntó que en Posadas y en Misiones en general, “siempre tuvimos una energía más cara, comparado a otras partes del país”, y citó específicamente el Área Metropolitana de Buenos Aires (Amba), donde la luz siempre fue más barata que en las demás provincias, porque el gobierno destinó históricamente más subsidios a esa zona del país. “Con la diferencia que pagamos (desde el interior) estamos subsidiando al resto del país. Incluso Corrientes tuvo energía más económica que nosotros, por lo que para nosotros es siempre un sinsabor dejar de ser competitivo por una variable que no deja de ser importante, obviamente dependiendo de la actividad”. En tal sentido, añadió que de acuerdo al rubro tendrá mayor impacto la suba actual: “Una zapatería quizás no tenga tanto impacto como una panadería, un supermercado o una industria”, concluyó. Nota relacionada:Piden que la Provincia incentive la búsqueda de energía alternativa

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *